Visitas

6/recent/ticker-posts

Un robot buscará hielo en el cráter Nobile en 2023

La NASA ha elegido el borde occidental del cráter Nobile, en el polo sur de nuestro satélite, como destino en 2023 de su primer rover de exploración lunar, diseñado para buscar agua y otros recursos.

Nobile es un cráter de impacto de 73 kilómetros que se formó por una colisión con otro cuerpo celeste más pequeño, y está casi permanentemente cubierto de sombras, lo que facilita que exista hielo allí. Su terreno es variado, pero lo bastante suave para que el rover navegue por él sin problema.  

Los cráteres más pequeños y accesibles que rodean el perímetro de Nobile también proporcionarán a VIPER (Volatiles Investigating Polar Exploration Rover) ubicaciones ideales para investigar. El robot explorará la superficie selenita durante 100 días.

Cerca de los polos, el Sol está bajo en el horizonte, y los fondos de los cráteres, que yacen entre sombras permanentes, se cuentan entre los lugares más fríos en el sistema solar

Como parte del programa Artemis, el vehículo será lanzado a bordo de un cohete Falcon Heavy de SpaceX. El módulo de aterrizaje Griffin de Astrobotic, bajo la iniciativa de los Servicios Comerciales de Carga Útil Lunar de la NASA, entregará el rover al astro.

La agencia espacial norteamericana lleva años planeando enviar un robot a las regiones polares. El hielo atrapado allí podría proporcionar agua para beber, aire para respirar y combustible de cohete para lanzar a los astronautas de vuelta a la Tierra. O incluso más lejos en el Sistema Solar.

Como VIPER funciona con paneles solares, no puede adentrarse mucho en la oscuridad —sus baterías le permitirán operar a ciegas un máximo de 50 horas— y necesita una línea de luz directa con la Tierra para comunicarse.



© NASA


El VIPER se parece a un carrito de golf. Con un peso de unos 500 kilos, llevará una serie de instrumentos, incluido un taladro para extraer muestras de debajo de la superficie, «lo que ayudará a redefinir lo que sabemos de nuestra Luna», dijo en septiembre Lori Glaze, directora de ciencia planetaria de la NASA.

Exista o no una cantidad significativa de agua en la región de Nobile, los hallazgos de la misión ofrecerán un comparativo entre lo que se mide desde órbita y lo que realmente hay en el terreno lunar.

Podría estar en la superficie como escarcha o enterrado. La finalidad de VIPER es determinar eso. Tal información ayudará a planear mejor Artemis, el programa de la NASA para volver a llevar presencia humana a la Luna.

Astrobotic es la empresa encargada de construirlo. El coste del proyecto asciende a 433.5 millones de dólares. Enviarlo hasta el satélite terrestre le costará a la NASA un desembolso añadido de 226 millones.


Ninguna misión anterior a la superficie de la Luna ha explorado esta región; hasta ahora, los científicos solo han estudiado utilizando instrumentos de detección remota


El primero de la NASA

Para estas misiones, la NASA se está basando en su práctica de contratar compañías privadas para llevar carga y astronautas a la Estación Espacial Internacional. Otras serán lanzadas por China y Rusia, potencialmente en colaboración, con el mismo propósito: estudiar el agua selenita congelada.

Aunque la Unión Soviética envió dos rovers en los años 70, y China ha mandado dos desde 2013, incluido uno en 2019 como parte de la primera misión para alunizar en la cara oculta, VIPER será el primer rover lunar robótico de la agencia espacial norteamericana.

Publicar un comentario

0 Comentarios